Quantcast

pleno de las cortes

Podemos acusa a Herrera de elevar la deuda de Castilla y León y recortar servicios públicos

El presidente de la Junta por su parte, afirma que Podemos está "coaccionando" al Gobierno de Pedro Sánchez para elevar la deuda y el déficit a cambio de su apoyo a los Presupuestos Generales del Estado para 2019.

El portavoz de Podemos, Pablo Fernández, durante el pleno de las Cortes de Castilla y León. / Rubén Cacho / ICAL
El portavoz de Podemos, Pablo Fernández, durante el pleno de las Cortes de Castilla y León. / Rubén Cacho / ICAL
Ical | 09/10/2018 - 19:04h.

El presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera, acusó este martes al grupo de Unidos Podemos de estar "coaccionando" al Gobierno de Pedro Sánchez para elevar la deuda y el déficit a cambio de su apoyo a los Presupuestos Generales del Estado para 2019. "Nos quieren freir a deuda" y a presión fiscal, después de que el portavoz de la formación 'morada', Pablo Fernández, denunciara el aumento del endeudamiento en Castilla y León sin que mejoraran los servicios públicos, en beneficio de los bancos.

Herrera respondió en la sesión de control al Ejecutivo del pleno de las Cortes a la pregunta de Fernández en la que acusó a los 'populares' de ser unos "nefastos gestores", después de que el Banco de España hiciera público que la deuda de la Comunidad se situó en el segundo trimestre en los 12.213 millones, un 7,4 por ciento más que un año antes, lo que se tradujo en 835 millones más que en el mismo periodo de 2017.

"Todos los días tengo que venir a echarle la bronca", dijo Pablo Fernández a lo que el presidente de la Junta le respondió que su gobierno no es partidario de elevar el déficit y la deuda, pero señaló que el aumento del endeudamiento se debió, especialmente, durante la crisis a un modelo "insuficiente" del modelo de financiación, que no cubre hasta en 700 millones las competencias, "lo básico".

Asimismo, Herrera subrayó que la Junta eligió elevar el déficit y la deuda en lugar de recortar los servicios públicos de la Comunidad. "No es un capricho", sentenció el jefe del Ejecutivo autonómico. Además, recordó a Pablo Fernández las presiones de su formación al Gobierno central para incurrir en más deuda en el nuevo presupuesto de 2019, que Pedro Sánchez prevé enviar antes del 15 de octubre a Europa.

Sin embargo, Pablo Fernández señaló que el PP utiliza estas variables para "todo lo contrario" que su partido, que lo utiliza para mejorar la calidad de vida de los ciudadanos, los servicios públicos y para reducir los desequilibrios y las desigualdades. Así, sentenció que la deuda de la Comunidad crece sin que redunde en los servicios públicos, pese a que supone el 112 por ciento del Presupuesto de la Comunidad y 1.391 millones anuales, que "bien empleados" sevirían para "solucionar" los problemas.

Herrera, por el contrario, defendió que la Comunidad hizo un uso "responsable" del endeudamiento en los tiempos de la bonanza económica, pese a la llamada "irresponsable" de la izquierda para que aumentara la deuda, que recalcó cumple en la actualidad los límites establecidos y mantienen a Castilla y León como una de las autonomías con menos carga de números rojos, tanto en relación al Producto Interior Bruto (PIB) como per capita, con 4.897 euros frente a los 6.208 de la media del país.

Además destacó la buena "calificación crediticia" de Castilla y León, que comparte con España, lo que le ha permitido no acudir a mecanismos como el Fondo de Liquidez Autonómico (FLA). Por ello, pidió que además de a las personas ponga por delante el "rigor", al tiempo que recordó los mayores niveles de deuda de otras comunidades en las que Podemos participa o apoya sus gobiernos, que presentan diferenciales de hasta 20 puntos.

Pablo Fernández acusó a la Junta de "dilapidar" los recursos al pagar un tipo medio del 1,9 por ciento, el "cuarto más caro del país", lo que remarcó beneficia a los bancos. A su juicio, el Gobierno autonómico tiene una deuda con los profesionales de la sanidad, la educación, tras aplicar un recorte de 2.000 millones, con los autónomos, que se dieron de baja 2.184, los más desfavorecidos, los desahuciados que perdieron su vivienda por la escasez del parque público o el medio rural.

Por último, Herrera censuró la "demagogia" de Podemos y destacó la calidad de los servicios de la Comunidad, que añadió acredita el informe PISA, el Barómetro Sanitario o el informe de la Asociación de Gestores de servicios sociales. Fernández concluyó que espera llegar al Gobierno de Castilla y León en 2019 para saldar la "deuda" que esta administración mantiene con sus paisanos.

publicidad
Deja tu comentario
publicidad
publicidad


publicidad