LA FRAGUA LITERARIA LEONESA

Lidia Fos: "La literatura debe servir para expresar desde las más profundas reflexiones filosóficas hasta los más íntimos sentimientos"

La poeta y narradora Lidia Fos, autora de 'Céfiro', continúa con su blog  y está trabajando sobre un libro de relatos. La presentación de 'Céfiro' en la ciudad de León está prevista para el sábado 26 de septiembre junto al narrador Lorenzo Martínez y Manuel Cuenya como prologuista.

Lidia Fos
Lidia Fos. Foto: Manuel Cuenya
Manuel Cuenya | 17/09/2020 - 09:31h.

Autora del reciente poemario 'Céfiro', Lidia Fernández Osuna, más conocida en el mundo literario como Lidia Fos, es una poeta con una estupenda vena narrativa. Y una narradora con una magnífica vena poética. Con gran sensibilidad. Y una fina percepción de la realidad. Eso es lo que nos muestra no sólo en su ópera prima sino en todo lo que escribe, como es su blog personal.

Leonesa con orígenes bercianos, por vía materna, Lidia Fos es una enamorada de su ciudad natal, a la que califica como su fuerza, su ciudad-pueblo, donde ha crecido, en su opinión, al amor del frío y del carácter aguerrido de los leoneses. En la 'Capital del Invierno', como define la poeta Marga Merino a la capital leonesa. Tal vez el frío haya sido un factor decisivo a la hora de que se forje un carácter fabulador en el alma leonesa. Quizá por esto (y aun por otros motivos) se inventó el filandón al amor del brasero en noches invernales.

"Siendo niña gustaba mucho de ir a la Catedral de León para admirar su grandeza, sumirme en el misticismo y dejar volar la imaginación hasta la Edad Media y sus gentes, a las que no visualizaba tan distintas de mis paisanos", precisa Lidia, a quien la provincia leonesa le resulta fascinante, "llena de contrastes".

En especial siente admiración por el Bierzo, esa comarca singular donde tiene sus raíces, ese "vergel que bebe de las vecinas Galicia y Asturias haciendo de él un auténtico espacio mágico". Aunque también está fascinada con todos los lugares que ha podido recorrer de su provincia.

Una provincia, la leonesa, que estaba viviendo, según ella, una época dorada, antes de que llegara la pandemia del Covid, con el lanzamiento de autores noveles, "que, a través de diferentes espacios, habían ido encontrando su lugar".

En este sentido, le entusiasman las diferentes formas de expresarse de cada autor, tanto en verso libre como en prosa poética. Y destaca algunos encuentros literarios como 'Cuento cuentos contigo', que organiza el  poeta y fotógrafo argentino afincado en León Marcelo OBT. O bien L'Ékole Poetique, que coordina P. J. Chelmick, "poeta transgresor y muy activo en la vida cultural de la ciudad". Y por supuesto reseña la labor que realiza el todoterreno del Arte y de las Letras Ramiro Pinto, que fue el promotor del Ágora de la poesía, evento consolidado en el que Lidia Fos se inició públicamente como poeta.

"El Ágora es el escenario perfecto para acercarse a la poesía tanto como oyente entregado como para compartir versos y letras propias. Ha sido mi puerta para adentrarme en la vida cultural de la ciudad"

"El Ágora es el escenario perfecto para acercarse a la poesía tanto como oyente entregado como para compartir versos y letras propias. Ha sido mi puerta para adentrarme en la vida cultural de la ciudad de la mano de la poeta Carmen González Pinillas. En el Ágora he encontrado el lugar donde poder compartir mis emociones y conocer a autores fascinantes consagrados y noveles", señala Lidia, que estuvo el pasado mes de agosto en el Encuentro Literario de Noceda del Bierzo.

Cuenta que escribe desde que tiene memoria componiendo un diario con sus emociones y sentimientos. Que la lectura de 'Mujercitas', de May Alcott, fue reveladora para ella. Pues se identificaba con la protagonista "de una historia familiar entrañable en el marco de una guerra absurda, como lo son todas". No obstante, escribir/publicar un libro le parecía un sueño imposible, que ha logrado realizar. A veces los sueños se cumplen. Y este, por fortuna, se ha cumplido.

Apasionada de la lectura (imprescindible para poder escribir de un modo creativo/constructivo), le parece que leer es un ejercicio íntimo, infranqueable, que debe llegar al alma y provocar reacciones del tipo que sea, a saber, amor, odio, deseo, entre otras emociones. "Si no logra causar esas reacciones, son letras vacías... porque la literatura es el compendio de esas emociones. Y debe servir para expresar desde las más profundas reflexiones filosóficas hasta los más íntimos sentimientos".

Así entiende Lidia la literatura, entusiasta de poetas clásicos como Antonio Machado, Juan Ramón Jiménez, cuya poesía le atrae por su sencillez y a la vez profundidad. O bien Lorca, que era, a su juicio, absolutamente excepcional en todo lo que escribía, ya fuera poesía, teatro, narración, "un genio que se movía entre la ternura y la crudeza con una escritura extraordinaria".

Cree Lidia que la poesía se encuentra en la vida más cotidiana, expresada con emoción. "Es la belleza de lo cotidiano convertido en palabras. Debe ser comprensible, crear imágenes y emocionar", resalta la poeta y narradora leonesa, a quien le gusta el estilo sobrio y directo de la escritora estadounidense Pearl S. Buck así como el estilo, también directo, además de expresivo e intenso, de Gabriel García Márquez.

En todos los autores, en todas las autoras, como es el caso de Isabel Allende (por la que confiesa admiración, por su formar de narrar con puntual detalle y dulzura), Lidia busca la sencillez en la escritura y sobre todo la emoción. "La narración al detalle de otros lugares y el trasfondo de una reflexión sobre la vida en cualquiera de sus facetas más básicas me entusiasma", aclara esta creadora apasionada de la música. No en vano, canta en un coro.

"Mi padre toca la batería, la guitarra, el teclado, canta..., en fin, que es un virtuoso. Pero el recuerdo más hermoso que tengo es que, cuando éramos unas niñas, a mi hermana y a mí nos dormía cantándonos boleros a la guitarra, esa imagen es de una ternura especial".

Poesía y música en absoluta armonía

"La experiencia de cantar en un coro es total, se crea una unión espiritual llena de magia, pues todos debemos respirar a la vez por lo que los corazones laten al unísono y es fascinante". Entre la música y la poesía existe una unión absoluta, sostiene ella. A través de la Asociación cultural Promusicantes, de la cual es cofundadora, está luchando por retomar la actividad coral así como diferentes proyectos culturales.

"La música siempre ha estado presente en mi vida a través de mi padre, Nori, que en los años setenta formaba parte del grupo Resurrección como batería. Varios integrantes del mismo formarían más adelante parte de Los Cardiacos. Él por su parte continuó con varios grupos para interrumpir su andadura durante un largo período, aunque volvió a formar parte de algún otro grupo en los noventa y algunos años después", especifica Lidia, que recuerda cómo en su casa siempre se escuchaba buena música.

"A través del tocadiscos conocimos a los grandes guitarristas y roqueros. Mi padre toca la batería, la guitarra, el teclado, canta..., en fin, que es un virtuoso. Pero el recuerdo más hermoso que tengo es que, cuando éramos unas niñas, a mi hermana y a mí nos dormía cantándonos boleros a la guitarra, esa imagen es de una ternura especial. Seguramente por eso amo profundamente la música y la tengo ligada estrechamente a las emociones".

Está convencida de que la sensación que se siente al cantar es similar a cuando se lee o se escribe una emoción, "te mueve el piso, la música junto a las bellas palabras recorre cada célula de tu cuerpo generando en ocasiones un éxtasis maravilloso", detalla la autora de 'Céfiro', "ese viento suave de primavera que abre la puerta a la esperanza", ese viento suave y dulce que nos arrulla con sus palabras, porque aun en los momentos duros de la vida, según ella, siempre hay que mirar hacia el futuro.

Reconoce que 'Céfiro' es como un diario de emociones plasmadas sobre papel que surge al hilo del magnífico dibujo que Érika Rodríguez Presa hace sobre el poema que da título al libro.

"Erika es una estudiante de Bellas Artes con una sensibilidad especial que crea un auténtico poema a partir de mi poema Céfiro", rememora con cariño Lidia, la cual se siente muy agradecida al escritor y dinamizador cultural Ramiro Pinto por ser el promotor de este libro (como de tantos otros) a través del sello LápizCero Ediciones, que ha editado a varios poetas habituales del Ágora.

"Para mí es un auténtico privilegio. Y siento un profundo agradecimiento por darme la oportunidad de hacer realidad este sueño", confiesa esta premiada autora, que recibiera a lo largo de este año 2020 dos galardones literarios, a saber, un accésit por su poderoso micorrelato 'El vacío' en el primer certamen leonés 'Soy Mujer' que organiza Sofcaple. Y también un premio en la localidad burgalesa de Frías.

"En cuanto al premio de Frías fue maravilloso. La acogida de la Asociación de Mujeres Luna fue entrañable y que el poema fuera premiado en el acto del día de la Mujer me conmovió por poder aportar mi opinión sobre un tema tan controvertido como lo es el lugar que ocupamos en la sociedad y los cambios estructurales tan necesarios por parte de todos para poder establecer una relación entre hombres y mujeres equitativa y no de lucha de poderes, creo que este tema daría para otra entrevista", explica Lidia Fos, que muestra su agradecimiento por esta entrevista-fragua literaria.

"Es esta una magnífica oportunidad de dar a conocer mis letras y un poco más a mi persona. Es un placer contar con un dinamizador de la cultura del Bierzo y por ende leonesa como tú, que pone en valor a los escritores consolidados y a aquellos que aportamos nuestro granito de arena a las letras leonesas".

En este "escenario surrealista", que estamos viviendo ahora, Lidia Fos continúa poniendo al día su blog con sus escritos. Y ha comenzado a reunir algunos relatos de cara a publicar su siguiente libro.

"Estamos viviendo un cambio de era. Convivíamos con los virus y enfermedades pero este ha logrado desestabilizar a la sociedad sembrando el miedo. Afecta a la forma de relacionarnos promoviendo el individualismo", reflexiona ella acerca de la actual situación vírica.

"La economía en el primer mundo está sufriendo sobre todo con la definitiva desaparición de la clase media; mientras los ricos continúan viendo crecer sus arcas, el resto va hacia la debacle. Y en el tercer mundo se suma, a su ya delicada situación, un mayor dramatismo, evidenciando sin pudor que sus vidas son también de tercera", argumenta.

"La filosofía es imprescindible para ser librepensadores y alejarnos del sometimiento de rebaño. Sin la música y sin el resto de las artes no alimentamos el espíritu. En definitiva, una tragedia que espero pueda solucionarse pronto"

En cuanto a la cultura,  cree que se está relegando a un segundo plano pues no se considera que sea de primera necesidad. Y sin reflexión a través de la filosofía y sin estudios sociológicos no podemos entender el mundo que nos rodea, manifiesta ella.

"La filosofía es imprescindible para ser librepensadores y alejarnos del sometimiento de rebaño. Sin la música y sin el resto de las artes no alimentamos el espíritu. En definitiva, una tragedia que espero pueda solucionarse pronto", se expresa con rotundidad y lucidez Lidia Fos, a quien deseamos larga y bella andadura vital y profesional. Con afecto y sinceridad.

Entrevista breve a Lidia Fernández Osuna

"La vida sin emoción es sólo un mero trámite"

¿Qué libro no dejarías de leer o leerías por segunda vez?

La Biblia, al margen de lo estrictamente religioso, es un tratado filosófico y poético que siempre me aporta mucha reflexión.

Un personaje imprescindible en la literatura (o en la vida).

En la literatura, Lorca. En la vida, mis hijos.

Un autor o autora insoportable (o un libro insoportable).

En general los libros de novela rosa.

Un rasgo que defina tu personalidad.

Honestidad.

¿Qué cualidad prefieres en una persona?

Integridad.

¿Qué opinión te merece la política actual? ¿Y la sociedad?

Es una política hecha a medida para unos pocos y en la que la participación ciudadana es casi anecdótica. La sociedad evoluciona en muchísimos campos pero a la mínima de cambio cede al sometimiento colectivo y no se permite pensar por sí misma

¿Qué es lo que más te divierte en la vida?

Viajar, cantar, bailar y todo ello en entrañable compañía. Y mis espacios de soledad que disfruto enormemente.

¿Por qué escribes?

Para comprenderme. Cada poema o texto es una catarsis. Y de ese modo a veces comprendo mejor el mundo que me rodea.

¿Crees que las redes sociales, Facebook o Twitter, sirven para ejercitar tu estilo literario?

Sirven para que personas que no sabían de mi afición a la escritura la conozcan y me lean. El estilo creo que se ejercita escribiendo y sobre todo leyendo mucho.

¿Cuáles son tus fuentes literarias a la hora de escribir?

Releo los clásicos, tanto en poesía como en prosa.

¿Escribes o sigues algún blog con entusiasmo porque te parezca una herramienta literaria?

Sí, tengo un blog donde expreso mis emociones y reflexiono acerca de la condición humana. Y sigo el tuyo (Manuel Cuenya) porque es un trabajo excepcional de técnica, emoción y viajes afectivos cargados de gran sensibilidad.

Una frase que resuma tu modo de entender el mundo.

La vida sin emoción es sólo un mero trámite.

*La presentación de 'Céfiro' en la ciudad de León está prevista para el sábado 26 de septiembre a las 18h15 en el café Bellas Artes, situado en la plaza de los magnolios, con las medidas de seguridad pertinentes. La acompañarán en la presentación el narrador Lorenzo Martínez y Manuel Cuenya como prologuista de 'Céfiro'.

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad