LEÓN, UN AÑO DESPUÉS DEL 16F

"Hace un año León tenía que rugir para tener desarrollo y eso no ha cambiado ni por la pandemia"

El 16 de febrero de 2020, miles de leonesas y leoneses salieron a la calle para lanzar un grito de desesperación por la situación de la provincia. De aquellas protestas masivas salió, como respuesta política, la Mesa por León, que en un año ha generado más expectativas y desconfianza que realidades. Analizamos un año después con los máximos impulsores de la manifestación, los líderes sindicales Xosepe Vega (CCOO) y Enrique Reguero (UTG) en qué punto estamos.

Manifestación multitudinaria del 16F por el futuro de León
La plaza de San Marcelo el 16F. Foto: Ayto León.
A. Vega | 16/02/2021 - 09:55h.

Se cumple un año de las históricas manifestaciones que inundaron de ciudadanos hastiados las calles de León, Ponferrada y Villablino. La habitual guerra de cifras se quedó en 80.000 asistentes para los sindicatos convocantes y en 48.000 para la Subdelegación del Gobierno. Pero fuese la cifra cuál fuese, a todos quedó claro que en León había una situación de hartazgo ante su crítica situación económica y social.

De aquella protesta la clase política armó la llamada 'Mesa por León', un entente entre Gobierno central, Gobierno autonómico y Diputación para crear una agencia que revierta la situación por la que atraviesa la provincia. Luego llegó la pandemia, redujo al mínimo las reuniones de la 'Mesa por León' y un año después hay más incertidumbres si cabe en nuestra economía, gran parte de ellas agravadas por el coronavirus.

En ILEÓN hemos preguntado a los dos líderes sindicales de UGT y CCOO, Enrique Reguero y Xosepe Vega, cuál es la situación un año después. Ambos actualmente en procesos internos para renovar sus puestos, no ocultan cierta desilusión pero mantienen intactas las ganas de reivindicación, incluso para volver a salir a las calles si es necesario.

Reguero (UGT) da una de cal y una de arena. Positivamente destaca que "Hemos conseguido sentar a todas las administraciones para diseñar un agencia que capte proyectos que den una salida a la situación de León", pero reconoce que "Es cierto que nos ha pillado la pandemia", reprochando a los políticos que "los movimientos han sido prácticamente nulos en un año por parte de las administraciones".

Reguero (UGT): "los movimientos han sido prácticamente nulos en un año por parte de las administraciones"

Por ello acusa de lentitud a la Mesa por León, "Vemos que las administraciones nos dan largas con pocas reuniones, ha sido difícil diseñarlo muy lentamente", aunque de momento señala que "No vamos a considerar la mesa como un fracaso, es una apuesta para manejar el futuro y la economía la pero vemos las complicaciones".

Por su parte Vega (CCOO) también pone tono agridulce un año después, en el que reconoce que "hay muchos elementos de frustración". "Es verdad que no ha sido un año normal, la pandemia ha interrumpido el funcionamiento normal de las cosas pero las administración podrían haber mostrado más preocupación por lo que está pasando aquí y no lo han hecho", reprocha. Sobre la agencia para proyectos critica que "está arrancando demasiado despacio, no se si por voluntad o no estar en las prioridades de la cabeza de los políticos".

Tanto Enrique Reguero como Xosepe Vega coinciden en algo, que la agencia de desarrollo, que será un ente dependiente de la Diputación y dirigido por la profesora universitaria Humildad Rodríguez junto a ocho expertos, necesita recursos. El líder de UGT asegura que "Si una agencia no tiene un contenido de infraestructura, medios y personal mal puede funcionar. El compromiso es desbloquear esta situación pero pasan los días y los meses y las realidades son pocas". El de CCOO apuntala "Quizá lo que falta es darle urgencia e importancia a la participación social".

¿Volver a las calle si esto no se arregla? Reguero lo tiene claro, "La sociedad leonesa tiene una situación de hartazgo", aunque señala que por cuestiones pandémicas "No es el momento de volver a llenar las calles de gritos y de basta ya por cuestiones sanitarias, pero entiendo que lo único que nos queda es volver a ocupar el espacio de la reivindicación, porque sólo en ese momento es cuando nos escuchan". Y advierte, "si esto no va hacia adelante tendremos que buscar cómo desbloquear esta situación".

Vega lo explica de una forma muy gráfica, "Las mujeres y hombres de León, unas tienen que estar hasta los ovarios y otros tienen que estar hasta los cojones. Es obvio, llevamos sufriendo una desaceleración décadas y todo lo que intentamos mover y desatascar parece que no lo conseguimos, por eso la frustración es lógica hacia las instituciones y hacia nosotros como convocantes. Necesitamos la energía y la reivindicación de la gente para salir de esto".

Peio García/ICAL. Líderes sindicales provinciales, autonómicos y estatales el 16F en León
Peio García/ICAL. Líderes sindicales provinciales, autonómicos y estatales el 16F en León

Valoración de los políticos

La representación política en la Mesa por León, y los tejemanejes añadidos, han recaído sobre tres figuras: Javier Izquierdo como delegado del Gobierno central (PSOE); Carlos Fernández Carriedo como consejero de Economía y Hacienda de la Junta de Castilla y León (PP); y Eduardo Morán como presidente de la Diputación de León (PSOE). Y sobre sus papeles en este año preguntamos a los líderes sindicales.

Para Reguero "Son políticos, muy bien educados, muy bien enseñados. Les molesta poco lo que pase en León, solo se preocupan cuando decimos una cosa malsonante. Si creyesen, la actitud política sería otra". Y resume sus actuaciones en que "Izquierdo es el que lleva la batuta, la Junta está muy cómoda en esa postura de segundón y pasar desapercibidos y la Diputación apuesta por León pero no se sale de las directrices que le marcan".

Vega (CCOO): "El tesón y la constancia reivindicativa son los que harán que se vean los resultados"

Vega cree que "la actitud de Morán bastante hace con colaborar con la Diputación para que la agencia funcione". Sobre Izquierdo señala que como representante del Gobierno central "no está respondiendo a esto como debería, creo que no acaban de dar el paso de reconocer que en parte del territorio nacional hay una situación de excepcionalidad absoluta, como en otras provincias, debido a la transición energética. Pero el problema de León no es solo de la transición energética y este gobierno debería reconocer un problema político en España a ese nivel". Y coinciden con Reguero en apuntar que "La Junta está muy cómoda en esta historia. Es una actitud poco responsable, como siempre su visión parece que no sale más allá que la capital de Valladolid y poco más".

El líder de Comisiones Obreras en León apunta un año después de las histórica movilizaciones que "Los resultados no se van a ver de un dia para otro, el tesón y la constancia reivindicativa son los que harán que se vean". Para el de UGT es hora de dejar atrás partidismos y hay que "priorizar los proyectos buenos para la provincia de León". Ambos insisten, "Hace un año hablábamos de que León tenía que rugir para tener en la agencia de desarrollo y eso no ha cambiado ni pese a la pandemia".

publicidad

También te puede interesar

Deja tu comentario
publicidad
publicidad